Con el servicio de construction Management o gestión de obra, dotamos al cliente de los recursos necesarios para tener el máximo control de la obra haciéndonos cargo de todos los trabajos de administración, contratación, organización de obra y supervisión.

Entendemos que es un servicio adecuado debido a los conflictos de intereses, en la mayoría de casos, entre las figuras del constructor y el promotor, la indefensión o pérdida de protagonismo en la que muchas veces se encuentra éste último.

Las ventajas que con este modelo conseguimos se resumen en estos tres puntos:

  • Gestión directa de la obra y ahorro económico (reducción de coeficientes de paso).
  • Ahorro económico en las contrataciones directas con proveedores, industriales y subcontratistas.
  • Control total por parte de la Propiedad del proceso de obra.